El gobierno alemán rescata a la gran empresa

A pesar de que son más de 15.000 las empresas que esperan como «agua de mayo» los préstamos del gobierno alemán que las doten de liquidez, parece que será la gran empresa alemana la que recibirá el grueso de los créditos del Instituto de Crédito para la Reconstrucción (KfW)

El gobierno alemán se apresta a rescatar con 19.000 millones de euros a la gran empresa alemana, como una manera de hacer frente a la desaceleración económica que ha provocado la crisis sanitaria del covid-19.

Muchas de estas empresas están sufriendo económicamente debido a las medidas de distanciamiento social que han impuesto las autoridades alemanas, siendo una de las más afectadas uno de los buques insignias de la industria deportiva alemana, como es el caso de Adidas.

También a las aerolíneas y empresas turísticas

Una de las empresas que se va a ver beneficiada con las millonarias ayudas va a ser la aerolínea Lufthansa, que ha visto como su negocio se esfumaba después de que el tráfico aéreo haya descendido a mínimos históricos.

TUI, uno de los principales mayoristas de viajes de Alemania también recibirá una buena cantidad por parte de las autoridades alemanas, que como en el caso del resto de las grandes empresas alemanas, será a base de créditos.

El sector del turismo ha recibido un duro varapalo debido a que la actividad se ha paralizado completamente con la pandemia, y nada indica que, en el futuro próximo, el negocio se vaya a recuperar, y mucho menos hasta que haya una vacuna que permita recuperar la interacción social.

Instituto de Crédito para la Reconstrucción

El KfW, en sus siglas en alemán, va a ser el encargado de librar los créditos para esos gigantes empresariales de sus respectivos sectores, en una cuantía que llegará a los 2.400 millones de euros.

Dentro de ejecutivo alemán hay algunos ministros que no entienden como empresas señeras de la economía alemana, con cientos de millones de euros de beneficios durante muchos ejercicios, pueden estar optando a créditos del KfW.

Por otro lado, alguna prensa económica ha calificado como desastre de comunicación la manera en la cual Adidas ha optado a las ayudas, máxime cuando, como ya hemos dicho, se trata de uno de los «buques insignias» de economía alemana.

El préstamo que ha pedido Adidas tiene por objeto poder pagar los alquileres de sus tiendas, a pesar de que son muchos los analistas que piensan que la empresa que fundase Adolf Dassler debería tener el suficiente «músculo» financiero como para poder superar este bache.

En principio, las ayudas del KfW están destinadas a la pequeña y mediana empresa, pero por lo que parece es la gran empresa alemana la que pretende monopolizar las mismas, máxime cuando los préstamos no llegan a los 3.000 millones de euros.

Gran empresa que ya ha recibido ayudas

Es el caso del gigante de la industria turística TUI, que ha recibió del estado alemán un crédito de 1.800 millones de euros para hacer frente a la crisis del coronavirus, una empresa que el anterior ejercicio fiscal tuvo unos beneficios de 19.000 millones de euros.

Tal como ha publicado el diario Süddeutsche Zeitung, la gran empresa alemana, inclusive antes de solicitar los créditos del KfW, ya ha recibido, por parte del gobierno alemán, ayudas por valor de 19.000 millones de euros para conjugar la pandemia del covid-19.

A día de ayer, habían solicitado sustento económico un total de 15.150 empresas, y la mayoría entran dentro de la categoría de pequeña y mediana empresa, que es para lo que están diseñados los créditos del KfW.

En total, el sector productivo alemán aspira a lograr créditos por 28.000 millones de euros para hacer frente a la debacle económica que está suponiendo la pandemia del covid-19, una crisis que todavía nadie ha podido calibrar ni se sabe cuánto durará.

Avalados por el estado

El garante último de los créditos que se están concediendo es el estado que dirige Ángela Merkel, aunque la concesión corresponde a bancos privados, pero en caso de que la empresa no pueda devolver el empréstito, respondería el gobierno alemán.

Los créditos han supuesto un «balón de oxígeno» para las empresas alemanas que han visto como su actividad se desplomaba de un día para otro con la llegada a Alemania de la pandemia, y ahora esperan que la inyección de 156.000 millones de euros al tejido productivo teutón sirva para reactivar la economía.

Fondo para la Estabilización de la Economía

Es el «conejo en la chistera» que acaba de sacar el gobierno alemán, y está dotado con 600.000 millones de euros, que tal como van las cosas, estará destinado a las grandes empresas alemanas.

Los grandes conglomerados económicos, como los ya citados TUI y Adidas, se aprestan a solicitar una inyección millonaria, y aunque todo parece indicar que será la gran empresa la que monopolizará los créditos, en la «cola» hay más de 15.000 empresas.

La inyección tiene como objeto prioritario que el sector productivo pueda contar con liquidez en el menor tiempo posible, y no son subsidios, sino una compensación por lo que, con el confinamiento, el estado no está dejando desarrollar su modelo de negocio.

Lufthansa también se apunta

A aerolínea de bandera alemana también quiere un buen «pellizco» del Fondo para la Estabilización de la Economía, ya que la situación que está viviendo la compañía aérea, con los espacios aéreos de medio mundo cerrados, es delicada.

Inclusive desde determinados ámbitos se está especulando que, con una situación financiera catastrófica, el estado alemán podría optar por la nacionalización, total o parcial, de la compañía que es propietaria, también, de Germanwings.

Como otras muchas grades empresas alemanas, el parón económico de dos semanas, ha hecho de tener una facturación de más de 36.000 millones de euros el pasado año, haya pasado a estar en la UVI económica.

El proceso de pandemia económica, no solo en Alemania, sino en toda Europa, ya lo han explicado los economistas, y tiene que ver con un proceso de «shock» tanto de la oferta como de la demanda.

De cualquier modo, también son muchos los economistas que prevén una recuperación económica en V, esto es, una recuperación fulgurante que puede permitir que en el 2021 la economía alemana pueda volver a crecer «a toda máquina».

Fuente – el diario / Lufthansa en Wikipedia

Imagen – leo gonzales / Simon_sees / Deutsches Haus Ho Chi Minh City / Dontworry / EU2017EE Estonian Presidency / Vizu / rp72

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s