Habemus presupuestos 2022

De expansivos y con acento social se pueden calificar los Presupuestos Generales del Estado para el 2022, que una vez aprobados por el Consejo de Ministros esperan ahora su aprobación parlamentaria

Finalmente, y aunque por el momento solo en Consejo de Ministros, los Presupuestos Generales del Estado ya están en capilla a expensas de lo que decida el poder legislativo.

Se trata, como ya ha aireado el gobierno, de los presupuestos con el mayor gasto social de la Historia, al menos desde el advenimiento de la democracia.

A eso se suma el dinero aportado por los fondos REACT, que provienen de Europa, y que sumarán 27.000 millones de euros.

Muchas novedades

Se trata de unas cuentas públicas que están dominadas por el gasto social, necesario para que muchos colectivos y sectores puedan remontar vuelo después de la debacle que ha supuesto la pandemia de SARS CoV-2.

Entre las novedades una ambiciosa política de becas para aquellos que quieran opositar a jueces y fiscales, unas largas oposiciones – de media se tardan cinco años en aprobar – y que suponen una sangría económica para las familias de los postulantes.

Con ello lo que se pretende es democratizar ciertos estamentos de justicia, ya que por lo general solo los hijos e hijas de familias pudientes pueden sobrellevar el gasto de un lustro de estudio, a lo que se suma el pagar a los preparadores.

Al mismo tiempo, también el Consejo de Ministros ha decidido incluir en los PGE ayudas al alquiler de vivienda para los jóvenes y un bono de 400 euros, para productos culturales, de devengo anual, para los jóvenes entre 18 y 22 años.

Muñir el acuerdo

Es lo que han tenido que hacer los ministros del PSOE y de Unidas Podemos para limar las asperezas del que es el primer gobierno de coalición de la Historia del último periodo democrático de nuestro país.

Las negociaciones no han sido fáciles y en las mismas UP ha logrado arañar buena parte de sus medidas estrella, como es el imponer a las empresas un mínimo del 15% en el impuesto de sociedades.

A eso se ha sumado la nueva Ley Estatal de Vivienda, otra de las peticiones largamente esperadas por la formación política que liderara Pablo Iglesias Turrión.

La negociación de esa y otras medidas hacen que las nuevas cuentas se hayan retrasado dos semanas y por ello se deban acortar los tiempos para que se puedan aprobar en cortes las cuentas para el 2022.

Unos presupuestos expansivos

Además de tener un fuerte acento social, las cuentas del 2022 también son unos presupuestos expansivos, coincidiendo la munificencia de los mismos con la llegada de 27.000 millones de euros desde Bruselas.

Con un «techo» de casi 200.000 millones de euros, destacan sobre todo por medidas de importante calado social, como es la nueva Ley Estatal de Vivienda y las ayudas al alquiler para los más jóvenes.

Tal como ha subrayado María Jesús Montero, ministra de Hacienda, el 60% del presupuesto está destinado a políticas sociales del más variado espectro.

Desglosando por partidas presupuestarias, casi 13.000 millones de euros van destinadas a políticas destinadas a la juventud, entre las que se encuentran ayudas de hasta 250 euros mensuales para el alquiler de vivienda.

Bono cultura y más becas

Es otra de las novedades, con un montante de 400 euros anuales y que costarán al erario público 220 millones de euros.

El objetivo es, además de reflotar al sector cultural de nuestro país, es que los jóvenes, un grupo de edad que disfruta de la cultura, puedan acceder a artefactos culturales, incluidos los videojuegos.

El gobierno de Pedro Sánchez tampoco se ha olvidado que todo aquel que quiera y tengan el suficiente tesón pueda estudiar con independencia de los «posibles» de su familia, por lo que las becas sumarán 2.199 millones de euros.

Congraciarse con el funcionariado

Los trabajadores públicos también van a ver mejorado sus emolumentos, con una subida del 2%, aunque desde las centrales sindicales la medida se ve insuficiente debido a la subida sostenida de la inflación.

Por otro lado, 2022 también será promisorio para la función pública, ya que el gobierno ha decidido que la tasa de reposición para el próximo año sea del 110% con lo que la función pública ganará en plantilla.

Tal como se han encargado de recordar desde el gobierno, en los tres años del mandato de Pedro Sánchez la OPE ha sido un 73% mayor que la que se produjo en los seis años del gobierno del PP de Mariano Rajoy.

Actualizar las pensiones a la inflación

Es otro de los logros del gabinete bicolor que gobierna España y la subida de las pensiones será mayor que la que han logrado los funcionarios, esto es, superior al 2%.

En este ejercicio la subida de las pensiones para 2022 se indexará a la inflación que se haya producido entre diciembre del 2020 y noviembre de este año, y esa medida se encuentra en estos momentos en trámite parlamentario.

Tal como ha señalado José Luis Escrivá las pensiones mínimas y no contributivas subirán más que el resto, una medida de importante impacto social.

Un impuesto de sociedades del 15%

Un nuevo impuesto de sociedades ve la luz, y será de un mínimo del 15%, en consonancia con la intención que ha mostrado la OCDE y los países que forman parte del G-7, los más industrializados del mundo.

Sin embargo, al los visto, la medida nace con poca ambición recaudatoria, ya que solo afectará al 1% de las empresas, las multinacionales y las más grandes.

La recaudación del nuevo impuesto de sociedades sumará a la Hacienda Pública casi 400 millones de euros y afectará solo a 1.079 empresas.

Nueva fiscalidad

Entre las medidas fiscales también se estrena un nuevo abordaje en los beneficios fiscales de las pensiones individuales.

Las deducciones se aplicarán solo a los 1.500 primeros euros, no como hasta ahora en el cual el máximo exento era de 2.000 euros.

Este paquete de medidas económicas y fiscales han sido definido por el gobierno como unos PGE de la recuperación, pero de una recuperación que alcance a todos y evite que nadie se quede atrás.

Previsiones económicas

El horizonte que augura en lontananza el gobierno y la mayoría de los analistas económicos es de recuperación vigorosa, con un crecimiento para este año 2021 del 7%.

Esas cifras irán en consonancia con la recuperación del empleo, que se augura del 2,7%, con lo que la tasa de desempleo se quedará en el 14,1%.

El déficit público también dará muchas alegrías, ya que en el 2022 se reducirá hasta el 5%, cuando este 2021 terminará con un 8,1%.

A pesar de este halagüeño panorama, el gobierno ha tenido que sacrificar varias partidas, como es el caso de la ampliación de los permisos de paternidad y maternidad, algo que hasta hace seis meses era una «línea roja» para UP.

Fuente – EL PAÍS

Imagen – La Mocloa – Gobierno de España / Ozzy Delaney / German Poo – Caamaño / Museoviraston Kuvakokoelmat / Kimmo Räisänen / AGC Glass Europe / pxfuel / Mike McCune

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s