Jugársela a Wall Street

Es lo que han hecho un enjambre de pequeños inversores agrupados en Reddit en un grupo denominado WallStreetBets que alterando al alza las acciones de GameStop y de la cadena de cines AMC, han puesto «contra las cuerdas» a fondos de inversión como Melvin Capital y Citron Research

Por lo general en la Bolsa de valores, el pez grande se come al pequeño, esto es, los que dominan las cotizaciones de los valores bursátiles, pero como ha sucedido la semana pasada, una jauría de pequeños inversores puede poner a Wall Street «contra las cuerdas».

En este caso, esos pequeños inversores han puesto en dificultades a fondos de inversión que juegan a la baja, lo que también se conoce como «invertir en corto».

Jugar a la baja

En este tipo de inversión en bolsa, que no está muy bien vista, se apuesta a que los valores de una determinada empresa van a bajar.

De ese modo, y mediante determinadas estrategias bursátiles, lo que se consigue es hacerse con acciones de una empresa a un precio mucho más ajustado, de manera que se logra una ganancia.

Las posiciones en corto finalmente lo que acaban provocando es despidos, cierres de filiales de la empresa y en los casos más graves la bancarrota de la empresa.

Un enjambre de pequeños inversores

Es lo que ha sucedido la pasada semana en Wall Street, cuando una miríada de pequeños inversores organizados en la plataforma Reddit en un grupo denominado WallStreetBets literalmente «la han armado».

Estos pequeños inversores reflotaron dos compañías que estaban casi en bancarrota, como son la cadena de tiendas de videojuegos GameStop y de la cadena de cines AMC.

La última de las empresas se ha revalorizado, en una semana, un 278% y GameStop un 400% también en la última semana.

Esa jauría de inversores ha invertido, mucho de ellos solo unos pocos dólares, con el bróker virtual Robinhood, una aplicación que permite invertir en bolsa sin tener que pagar comisiones.

Unos ganan, y otros pierden

Y no son otros que los fondos de inversión que «juegan en corto» con los valores, como Melvin Capital y Citron Research.

Por lo tanto, que WallStreetBets eligiera como inversión GameStop no fue una decisión al azar, ya que los citados fondos intentaban dejar a la empresa en bancarrota, y la revalorización de la acción les ha hecho perder millones de dólares.

Gracias a WallStreetBets la empresa valía 10.000 millones de dólares al final de la pasada semana.

El «zapatofono» levanta cabeza

Otra empresa que un enjambre de pequeños inversores ha sacado casi de la indigencia ha sido BlackBerry, una empresa que lo fue todo pero que con la llegada de los smartphones casi se había hundido.

En solo un mes la empresa ha tenido una revalorización del 120%, sin que ninguna noticia de un próximo lanzamiento o el desarrollo de una nueva tecnología justifique la apreciación de su acción.

Consecuencias

El «batacazo» de los dos fondos de inversión citados no ha dejado a nadie indiferente, e inclusive la Casa Blanca se ha puesto a investigar, aunque todavía la FED y la Reserva Federal de Nueva York no han hecho ningún movimiento.

Robinhood también ha sido objeto de críticas, por haber permitido la «guerra de guerrillas» de WallStreetBets, lo que en cierto modo traiciona su espíritu original de democratizar la inversión en bolsa.

Algunos senadores demócratas han denunciado la doble vara de medir, por la intención de limitar a Robinhood, mientras que los grandes fondos de inversión pueden hacer lo que quieren con el mercado de valores.

Los inversores de WallStreetBets han tenido también inesperados valedores, desde el senador republicano Ted Cruz a Elon Musk, el dueño de Tesla y SpaceX, que inclusive compartió en su cuenta de Twitter, cuenta con 43 millones de seguidores, un enlace al perfil de Reddit de WallStreetBets.

Los pequeños también cuentan

Desde ahora, en Wall Street, cuando menos, se tendrá en cuenta los movimientos de los pequeños inversores, ya que se ha demostrado que estos, coordinados, se pueden convertir en temibles enemigos de los grandes hedge funds.

La «revuelta» de los pequeños inversores ha demostrado que estos, muchas veces solo auxiliados por tutoriales de internet pueden tratar «de tú a tú» a sofisticados brókeres de la Bolsa de Nueva York.

A pesar de ellos, una vez pasada la tormenta, el índice Vix, también denominado el «indicador del miedo», comenzó a moderarse a partir del jueves de la semana pasada.

Pero lo cierto es que los principales índices norteamericanos – Dow Jones, Nasdaq y S&P 500 – bajaron la semana pasada un 3% de media, algo que no se veía desde el pasado otoño.

Y aparecen los émulos

Esta vez utilizando la red social Telegram, se han creado grandes grupos para vender y comparar acciones de forma coordinada.

Aunque se trata también de pequeños inversores, el ser decenas de miles, le confiere un gran poder al mismo nivel que grandes fondos de inversión.

Entre los valores que están sujetos a compraventa en esta nueva «guerra de guerrillas» nos encontramos con plata, criptomonedas y hasta la compañía española Tubacex.

Una operativa muy sencilla

Estos inversores actúan de la siguiente manera: el administrador el grupo de Telegram elige un valor y establece el día y la hora en la cual hay que hacer la compra masiva.

Como consecuencia que miles o cientos de miles de inversores compren ese valor o criptomoneda, la misma sube como la espuma y se obtiene plusvalías al venderla.

Pero en determinadas ocasiones puede pasar lo contrario, esto es, que otros inversores minoristas que les siguen acaben sumando cuantiosas pérdidas.

Inclusive Tubacex

La operativa se organizó creando un grupo de Telegram bautizado como WS Bets Español, y el creador informó a sus 6.000 miembros que había que invertir en Tubacex a partir del 3 de febrero.

Lo que sucedió es que muchos de los usuarios del grupo comenzaron a invertir antes para estar bien posicionados, lo que provocó que la acción de Tubacex se apreciara un 15%, aunque finalmente la subida se quedó en un 6%.

Consecuencias legales

Ahora las autoridades norteamericanas están investigando si el operar de WallStreetBets puede tener algún tipo de consecuencia legal, ya que lo cierto es que han sumido a Wall Street en una situación desconocida.

Alterar el precio de los valores puede ser, en determinadas circunstancias algo ilegal, y que inclusive podría hacer que los dirigentes de WallStreetBets puedan ser encausados penalmente.

Fuente – EL PAÍS / magnet / Economía en EL PAÍS

Imagen – South Bend Voice / Big Fish Shadow / Maryland GovPics / Images Money / Kārlis Dambrāns / Twitter / H.L.I.T. / Taro Glide / SRSL / Wesley Fryer

Ponerle el collar (europeo) al gato

El Banco Central Europeo acaba de lanzar una iniciativa para regular, a nivel mundial, el Bitcoin y que deje de estar en un limbo jurídico que a nadie beneficia. Además, Christiane Lagarde acaba de lanzar la propuesta de crear una moneda virtual europea respaldada por el BCE

Las monedas virtuales, caso del Bitcoin, llevan décadas en la más absoluta de las desregulaciones, siendo muchas veces una moneda que se utiliza para actividades ilegales.

Ahora el Banco Central Europeo pide una regulación global del Bitcoin y de otras monedas virtuales, sobre todo porque se viene detectando que dicha moneda virtual se está utilizando para el «lavado» de dinero.

En récords históricos

Otro de los problemas que tiene el Bitcoin es que es una moneda altamente especulativa, que producto de la pandemia de SARS-CoV-2 está logrando récords en cuanto a su valor.

El pasado viernes cada Bitcoin rozó los 42.000 dólares, su máximo histórico, que ha dado como resultado también unas oscilaciones enormes en las últimas fechas.

Christine Lagarde, la presidenta del BCE ha quitado la ilusión a todos aquellos que creen que la moneda virtual se puede convertir en una moneda en un futuro próximo.

Entre los argumentos de Lagarde se encuentra que es un activo altamente especulativo, que se ha utilizado para todo tipo de negocios ilegales y que también se utiliza para el lavado de dinero.

Blanqueo de capitales

Como muestra de la misma Lagarde ha aducido la gran cantidad de investigaciones policiales y judiciales en las cuales se ha visto involucrado el Bitcoin, y ha anunciado que ahora mismo hay otras investigaciones en curso.

Por todo ello el BCE se muestra a favor de que se produzca una regulación a nivel global para evitar las fisuras fiscales por las cuales se podría colar el Bitcoin si se comienzan a realizar regulaciones nacionales.

La iniciativa podría surgir de alguna de las muchas organizaciones supranacionales como pudiera ser el G7 o el G20 y a partir de esa iniciativa lograr una regulación efectiva del Bitcoin.

Una criptomoneda europea

Sería lo más parecido a un euro digital, que tendría un coste 0 para los estados miembros de la Unión Europea que sería, por su «vitola» europea, aceptado por en todo el mundo.

Al mismo tiempo, la moneda virtual europea que no tendría ninguno de los riesgos asociados al Bitcoin y otras monedas virtuales, y que se convertiría en sinónimo de un pago fiable.

Lagarde, ejerciendo casi de pitonisa, cree que dicha moneda virtual europea llegará antes de cinco años, y que en al poco tiempo de entrar en vigor tendrá un enorme éxito.

El respaldo definitivo a esa moneda virtual europea vendría de que se convertiría en un método de pago barato, rápido, y seguro, que permitiría «puentear» el engorro de las monedas físicas.

Además, otras ventajas colaterales de una moneda virtual europea serían que colaboraría en una mejor soberanía monetaria y además lograría una mayor autonomía para la zona euro.

Favorable opinión de la ciudadanía europea

El BCE ha elaborado, le ha llevado meses tanto diseñarla como administrarla, una encuesta para saber el parecer de los europeos ante la posible creación de una moneda virtual netamente europea.

La encuesta, además de a ciudadanos también se «pasó» a empresas y diversos tipos de instituciones que trabajan en la Unión Europea.

El 41% de los encuestados, tanto ciudadanos como empresas y organizaciones, se mostraron a favor de que el Banco Central Europeo cree una moneda virtual que se pueda utilizar en todos los países de la Unión Europea.

Desde el BCE también se informa que los plazos para la implementación de una moneda virtual europea serán largos, y eso a pesar de que en el mundo de la tecnología todo va a la velocidad de la luz.

Riesgos del Bitcoin: un caso práctico

Y uno de ellos le ha sucedido a un programador alemán que trabaja en San Francisco, y que no lograba recordar la contraseña para acceder a unos Bitcoin en los que invirtió hace más de 10 años.

Los Bitcoines valen en este momento 20 millones de dólares y no logra recodar la clave para acceder a ellos. Dos intentos más y se quedará sin poder recuperar la importante cantidad.

Los Bitcoines fueron un pago por elaborar un vídeo de cómo funcionaba el Bitcoin hace una década, y en aquella época la criptomoneda tenía un valor entre dos y seis dólares.

No es algo inhabitual

Lo que le está pasando a este programador alemán es más habitual que lo que podría parecer a simple vista.

Son miles los monederos de Bitcoin que se han «perdido» porque sus propietarios han olvidado la contraseña o han introducido una incorrecta en todos los intentos que se tienen.

Eso, aunque es una moneda muy volátil, puede hacer que se pierdan auténticas fortunas y sus propietarios pueden sufrir auténticos traumas por haber perdido un dinero que podría haber hecho que su vida cambiase a mucho mejor.

Chainalysis, una de las más importantes gestoras de Bitcoines estima que el 20% de los Bitcoines «minados» pueden haberse perdido porque sus propietarios han olvidado las contraseñas para acceder a sus monederos.

Eso, al cambio actual, son 140.000 millones de dólares que alguien se ha dejado «olvidados» en un limbo, aunque en estos momentos es posible intentar recuperarlos.

Wallet Recovery Services

Se trata de una firma norteamericana que trabaja intentando lograr que sus clientes puedan recuperar las claves de acceso a sus monederos de Bitcoines.

El olvido de las contraseñas tiene que ser algo muy habitual, ya que diariamente reciben hasta 70 peticiones de ayuda de propietarios de monederos de Bitcoines que han perdido sus claves de acceso.

Otros servicios de pago electrónico, como pueden ser Pay Pal si tienen la capacidad para recuperar las contraseñas, pero no hay posibilidad de hacer eso con las contraseñas de los monederos de Bitcoin.

El reciente ímpetu del Bitcoin se debe a que inversores institucionales lo empiezan a utilizar de manera profusa, a pesar de que no está regulada por ningún gobierno o banco central, muy en la línea de misterio que rodea a Satoshi Nakamoto, su programador inicial.

Fuente – EL PAÍS / Economía en EL PAÍS

Imagen – Jorge Franganillo / Alejandro Mallea / The National Crime Agency / Jim Woodward / David J / Marco Verch / Book Catalog / Media Digest

La mitad del S&P 500 en manos de Amazon, Facebook y Microsoft

Las grandes tecnológicas, Amazon, Facebook y Microsoft, protagonizan en estos momentos subidas fabulosas de su capitalización bursátil, que han logrado que la mitad del valor del índice S&P 500 esté en manos de estas tres compañías tecnológicas

El S&P 500 es uno de los índices bursátiles que mejor refleja la situación real de las 500 principales empresas norteamericanas que cotizan en la Bolsa.

El acrónico S&P hace referencia a Standard & Poors, que fue la empresa que creo el índice en el año 1923, aunque durante mucho tiempo solo reflejó la cotización de las 223 principales compañías norteamericanas cotizadas.

Para crear su índice, el S&P 500 se nutre a su vez de otros importantes indicadores bursátiles, como son la escala el NYSE de Wall Street y el NASDAQ, que es el mercado donde cotizan los valores tecnológicos.

Amazon, Facebook y Microsoft son la mitad del mercado

Las Bolsas norteamericanas, por lo menos hasta ahora, parecen ajenas a la crisis económica que está provocando la pandemia tanto en Estados Unidos como el resto del mundo, y a los malos datos del resto de las Bolsas mundiales.

En el caso del índice de las cotizadas tecnológicas, el NASDAQ, ha subido en las últimas sesiones un 23,8%, llegando a superar la «barrera psicológica» de los 11.000 puntos.

El otro gran índice norteamericano, con el que comenzábamos el artículo, el S&P 500, lleva cosechando buenos resultados durante varias jornadas, habiendo subido un 3,7%.

Lo que verdaderamente ha hecho «rebotar» dicho índice, desde los valores mínimos del mes de marzo ha sido el aporte de las tecnológicas, en concreto de Amazon, Facebook y Microsoft, que suponen la mitad de la «tarta».

En tiempo de pandemia, la tecnología manda

En cierto modo impulsado por los confinamientos que se han visto en Estados Unidos y en muchos países europeos, los habitantes de estos países han hecho un uso intensivo de la tecnología y de las plataformas.

En pleno «cerrojazo» en España, se multiplicaron las compras en Amazon, en el obligado encierro la única manera de socializar era utilizar las redes sociales como Facebook y Twitter, entre otras.

Además, todo aquel que pudo comenzó a utilizar el ordenador y la tableta para casi todo, y en eso dos nichos de mercado, los reyes son Microsoft y Alphabet Inc., la empresa matriz de la omnipresente Google.

La subida del precio de sus títulos lo único que significa, además de que el «negocio» está saneado y que siguen haciendo dinero «a toda máquina», es que su capitalización bursátil aumenta, esto, es, las compañías valen más.

La suma de capitalizaciones de Microsoft, Amazon, Alphabet, Apple y Facebook suponen, a día de hoy, 6,81 billones de dólares, lo que es casi el 25% del valor del S&P 500.

En menos de un año eso cinco «unicornios» han pasado de superar por poco el 16% de la capitalización bursátil del S&P 500, a suponer casi el 25%; eso supone haber aumentado el valor de las compañías en más de dos billones de dólares.

Apple, indiscutida en cabeza, con Amazon «pisándole los talones»

La empresa que fundasen Steve Jobs y Stephen Wozniak tiene un valor de 1,88 billones de dólares, y solo en el pasado año fiscal aumentó su valor en un 11%.

Por si esto no fuera poco, acaba de lograr el récord de beneficio trimestral por acción con un valor de 2,82 dólares norteamericanos lo que le ha permitido duplicar su capitalización bursátil.

Si en agosto del 2019 no llegaba a billón en capitalización, este mismo mes ha logrado que su capital social llegue a los ya citados 1,88 billones.

Una de las empresas de Jeff Bezos, nos referimos a Amazon, le «pisa los talones» a Apple en cuanto a su capital social, y vale en estos momentos 1,61 billones de dólares, lo que supone haberse apreciado en un año un 83%.

Microsoft, a la zaga

A pesar de no pertenece a GAFA – acrónimo de Google, Amazon, Facebook y Apple – también ha sabido beneficiarse de la mejora de los valores tecnológicos, logrando una mejora de su capitalización del 80%.

La empresa que fundase Bill Gates ha pasado de una capitalización de 0,88 millones en 2019 a 1,61 billones en agosto del 2020, lo que informa de la buena gestión de la compañía que ha realizado Satya Nadella y su equipo directivo.

Google, es decir, la «nebulosa» empresarial que rodea a Alphabet, aunque también ha visto como avanza en el valor de las acciones de la empresa, «solo» ha aumentado su valor un 23,5%.

Un tercio del beneficio accionarial

Las citadas compañías copan un tercio del beneficio accionarial de las cotizadas norteamericanas del último lustro.

A pesar de los buenos resultados, hay muchos inversores recelosos, porque los resultados de las tecnológicas en el índice S&P 500, se acercan mucho a aquellas fechas luctuosas en las cuales se produjo el reventón de la burbuja de las puntocom.

Dicho suceso dejó a muchos inversores en la ruina absoluta, y los inversionistas, con la crisis económica provocada por el covid-19, no están para emociones fuertes.

Todo llama, inclusive para calmar a los mercados, que las GAFA empiecen a asumir el nuevo escenario económico, en Estados Unidos y en otros mercados, marcado por la recesión y por la moderación de los beneficios empresariales.

Unos cimientos sólidos

Pero a diferencia de lo que sucedió con la burbuja tecnológica, en la actualidad los cimientos de los «unicornios» tecnológicos que hemos citado, son sólidos y su capitalización bursátil se basa en hechos.

La confianza en estas compañías se ha reforzado después de que Alphabet, Amazon, Facebook y Apple publicasen sus resultados económicos trimestrales, que paradójicamente, aunque el periodo estuvo dominado por el «cerrojazo», no impidió que tuviesen beneficios récord.

En el escenario que se plantea, con plantillas enteras confinadas y obligadas al teletrabajo, los inversores ven que seguramente serán las empresas del sector tecnológico las grandes beneficiadas de la situación, por lo que están invirtiendo masivamente en ellas.

Fuente – CincoDías / S&P 500 en Wikipedia / Microsoft en Wikipedia

Imagen – André – Pierre du Plessis / Sarah Marshall / Joey Zanotti / Luis Penados / Kestel Multimedia / Will Raven / Billie Grace Ward

La tensión de China con Estados Unidos hace bajar el IBEX

El selectivo español ha perdido en la semana, después de haberse cerrado la sesión de este viernes, un 1,22%, producto de que la mayoría de los inversores han optado por un perfil conservador y huyen de la renta variable, a pesar de que el Plan de Reconstrucción inyectará 140.000 millones de euros a nuestro país

En el selectivo IBEX 35, al cierre hoy viernes, el comportamiento de los valores ha sido eminentemente bajista, y eso inclusive a pesar de que el acuerdo en la cumbre europea debería de haber hecho subir a los valores.

Si bien es cierto que el euro y la deuda pública han subido después de que los mandatarios europeos decidieron poner en marcha un plan de rescate de las economías de los 27 países miembros, la renta variable ha perdido muchos enteros.

Y ello debido a que los inversores son reacios a arriesgar en unos momentos de turbulencias financieras debido a la crisis económica que se cierne, si no está ya presente, sobre las economías de los países que forman parte de la Unión Europea.

Bajada generalizada de las cotizadas

Este viernes, última jornada bursátil de la semana, el IBEX 35 cayó un 1,22%, una caída que es la tercera consecutiva de la semana, lo que supone poner el índice de los principales 35 valores cotizados, en su valor más bajo en tres semanas.

En la Bolsa española se puede intuir ya que los inversores, viendo un panorama económico, a medio y largo plazo, que haría empalidecer la crisis financiera del 2008, han desarrollado una gran aversión al riesgo.

Pero esta situación en la que los inversores adoptan estrategias de inversión conservadoras no es privativa de la Bolsa española, sino que dicho comportamiento se ha reproducido en la mayoría de los parqués europeos.

Ni siquiera la publicación esta semana, proseguimos con la tónica general de las Bolsas europeas, del índice PMI de la Eurozona he permitido esquivar las pérdidas que se ha producido en el valor bursátil de las cotizadas.

Para los poco avisados sobre macroeconomía, el Índice de Gestores de Compras (PMI), refleja el estado económico de un territorio, en este caso de la Eurozona, a través del estado de su empresa más señera.

Y mientras…en España

Casi la generalidad de las grandes cotizadas ha estado cayendo durante toda la semana, pero las principales pérdidas las han sentido Grifols, que ha caído un 5,4% y Cellnex, con unas pérdidas del 4%.

En la misma línea de pérdidas le siguen, por este orden, ACS, Acciona y ArcelorMittal, con unas pérdidas algo superiores al 2%.

A pesar de estar ya en un ciclo recesivo, son los bancos, en este caso Bankia y CaixaBank, los que dan alguna «alegría» a los inversores, subiendo, respectivamente, un 2,15% y un 1%.

Como ha sucedido en toda Europa, y como ya hemos indicado en un epígrafe anterior, el desplome de la Bolsa, como se ha ratificado esta semana, es producto de que los inversores ven el panorama económico muy negro, al menos hasta que acabe el año.

Y ese pesimismo no ha sido enjugado ni siquiera después de que la cumbre en Bruselas haya logrado aprobar un plan de rescate que llega a los 750.000 millones de euros, de los cuales España se llevará 140.000 entre transferencias y préstamos.

Sin embargo, y como alguna alegría económica debiera de haber, la promesa de una inyección de dinero fabulosa, nos referimos al Plan de Rescate, el euro se ha apreciado con fuerza frente a la moneda norteamericana.

Las bolsas chinas, «tocadas»

El enfrentamiento soterrado, del que el cierre del consulado chino en Houston no es sino otro episodio, ha provocado la represalia inmediata del gobierno chino, que ha pagado a Estados Unidos con la misma moneda.

Con la inmediatez que solo se puede conseguir en una estructura de mando piramidal, China ha comunicado a Estados Unidos que debe de cerrar inmediatamente el Consulado General que tiene en la ciudad de Chengdu, en la provincia de Sichuan.

Y para «cargar las tintas», el Secretario de Estado norteamericano, Mike Pompeo, ha echado gasolina al fuego, acusando a China de practicar una «nueva tiranía», queriendo desestabilizar a Estados Unidos y el modo de vida de sus ciudadanos.

Por todo ello las principales Bolsas chinas han «entrado en barrena», la de Shanghái se ha «dejado» esta semana un 3,5%, la de Hong Kong un 2,2%, e inclusive las pérdidas se han «contagiado» a selectivo japonés Nikkei, que se desploma un 0,58%.

Con la vista puesta en la reelección

Que los inversores estén optando por «carteras» conservadoras o directamente por abandonar la renta variable y optar por la renta fija tiene mucho que ver con el enfrentamiento, casi de «guerra fría» que se llevan Estados Unidos y China.

Muchos de los que «juegan» en Bolsa son cautos, debido a que no hay que ser un genio en política para darse cuenta, que, el encono de Trump con China no hará sino crecer a medida que se acerquen las elecciones presidenciales de noviembre.

China es un trampantojo, aunque tiene otros, que Donald Trump enarbola cada vez que tiene algún problema interno – ahora la crisis económica y una pandemia que se le ha ido de las manos – y que le sirve para desviar la atención de la opinión pública.

La pandemia está tan desbocada que ayer en Estados Unidos se contaron 76.570 contagios, lo que supone un récord, y también se registraron 1.225 defunciones, el mayor número diario desde finales del mes de mayo.

El BREXIT también influye

La exclusión, o bien dicho la autoexclusión vía referéndum con unos resultados más que ajustados, también está influyendo, para mal, en las Bolsas europeas en general, y en la española en particular.

Enfrascados todavía en las negociaciones, que no anuncian acuerdo, no son el mejor «caldo de cultivo» para incentivar la inversión bursátil, sobre todo en renta variable de empresas británicas, que se verán otra vez sujetas a aranceles.

Esperar a ver

Es lo que están haciendo muchos jugadores de Bolsa, que esperan que en los próximos meses se despeje la situación o bien en un comienzo de recuperación producto de la inyección fabulosa de dinero del Fondo de Rescate.

Pero la situación también podría torcerse, y aunque en estos momentos las economías europeas, y entre ellas la española, muestran un cierto dinamismo producto que de un parón económico durante el confinamiento algo se ha crecido, la situación podría empeorar.

En el peor de los escenarios, un recrudecimiento de la pandemia, una segunda oleada, que volviese a paralizar las economías europeas, y también la española, acabaría por herir de muerte las perspectivas económicas.

Fuente – CincoDías / Wikipedia

Imagen – Foreign and Commonwealth Office / Benjamín Núñez González / José A. del Moral / Héctor Romero / Brian Copeland / Bundesministerium für europäische und internationale Angelegenh / Soldatnytt